Adiós al impuesto al sol ¡Por fin!

Impuesto al sol placas

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El impuesto al sol queda derogado. La noticia más esperada en España en el ámbito de las energías renovables. Te damos todas las claves sobre el defenestrado impuesto al sol y cómo nos beneficiará a todos su eliminación.

¿Qué es el “Impuesto al Sol”?

Hemos escuchado hablar durante años del impuesto al sol, pero ¿sabemos en qué consistía y a quién afectaba?

La norma regulada del año 2015 pasó a conocerse rápidamente como “el impuesto al sol”. Esta expresión ha causado muchas confusiones. Muchas personas pensaban que la instalación de placas solares térmicas se veía afectada por la norma. Pero NO era así. El impuesto al sol concernía exclusivamente a la producción de electricidad con placas fotovoltaicas mediante la captación de energía solar. Se distinguían dos modalidades de autoconsumo:

  1. Si la instalación fotovoltaica no se conectaba a la red de distribución y no se comercializaba la energía generada, no había que pagar peajes.
  2.  Si la energía sobrante de la instalación (la que se genera pero no se usa) se volcaba a la red.

Para esta segunda opción, había que inscribirse en el registro como productor de electricidad. Lo cual incluía unos costes administrativos y, si se superaban los 10 kw,, sí había que pagar un impuesto.

Raquel Paule, responsable de Proyectos de la Fundación Renovables, explica que “el primer peaje es un cargo fijo que se aplica a las baterías en las que se almacena la energía destinada al mantenimiento de la red. Y el segundo cargo, llamado transitorio, se aplica a la energía generada y la cuantía varía en función precisamente de esta.”

Básicamente, lo que se hacía era gravar, de una forma u otra, el autoconsumo eléctrico. Poniendo trabas administrativas y económicas a cualquier persona o sociedad que quisiera dar el paso hacia el autoconsumo mediante la energía gratuita del sol.

¿Cómo nos beneficia la derogación del “impuesto al sol”?

Para empezar, nos otorga el derecho como ciudadanos a consumir y almacenar nuestra  propia energía y recibir retribución por su excedente si decidimos comercializarla. Es decir, que podremos producir electricidad en nuestro hogar sin depender de ninguna compañía eléctrica, con el gran ahorro económico que esto supone.

Además, la UNEF prevé la instalación de placas fotovoltaicas por más de 300 MW al año en España, evitando así la emisión de más de 3 millones de toneladas de CO2 al medio ambiente. Un gran beneficio para nuestro planeta. Se trata de involucrar a todos los ciudadanos en un cambio de un modelo energético anticuado que no respeta el medio ambiente hacia un modelo moderno, de futuro y que favorece la lucha contra el cambio climático y sus consecuencias.

También se reactiva el sector de las energías renovables, fomenta la realización de nuevos proyectos fotovoltaicos y la creación de empleo.

¿Qué más implica la eliminación del “impuesto al sol”?

El nuevo Decreto Ley aprobado en el Consejo de ministros, reconoce el derecho al autoconsumo compartido por parte de uno o varios consumidores, lo que implica que permitirá aprovechar las economías de escala entre varios propietarios de instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo, así como el derecho a autoconsumir energía eléctrica sin peajes ni cargos.

También se agilizan los trámites para los permisos de instalaciones, que como habíamos comentado antes, era una de las trabas legales del antiguo ejecutivo. Este cambio es importante debido a que los tediosos trámites que había que ir entregando y la falta de información por parte de organismos públicos, hacía tarea casi imposible poder ejercer el autoconsumo.

También implica un importante ahorro, ya que, según el Informe sobre la situación del autoconsumo en España de la UNEF, las instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo han visto reducido su coste en un 76% desde 2010 hasta Enero de 2017, y la tendencia es que siga reduciéndose.

Si el año pasado la inversión media por instalación era de 4.000€ y se amortizaba en 7’5 años, la tendencia es que estos dos factores vayan bajando, siendo menor su inversión y menor el tiempo de amortización.

Impuesto al sol placas

Sin duda, estamos en el momento más propicio para llevar a cabo la instalación de placas fotovoltaicas. Si estás dispuesto a dar el paso, el equipo de Hogarsolar puede guiarte y aconsejarte. Para que te sientas seguro y satisfecho con el cambio de modelo energético en tu hogar.

Hogarsolar cuenta con un equipo experto en instalación de equipos de energía solar térmica y fotovoltaica. Ponte en contacto con nosotros y resolveremos todas tus dudas sin ningún compromiso. ¿Empezamos a ahorrar?

One Response

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados

CONTACTA CON NOSOTROS

Te informaremos sin compromiso